miércoles, 2 de mayo de 2012

EL DÍA DE LA CRUZ EN GRANADA. Un breve paseo por la historia


Una Cruz en la Plaza de Bibarrambla, al fondo torre de la Catedral

        El pasado año, ya realice una entrada sobre esta temática, la titulé: DÍA DE LA CRUZ: RITOS Y MITOS,  al igual que este año, el día tres de Mayo celebramos esta fiesta, sobre la que a continuación voy a tratar, pero en esta ocasión dando un breve paseo por su historia.


         El día de la Cruz es una fiesta de jolgorio y desenfreno primaveral, con un discurrir de toda la ciudad hacia los barrios populares tradicionales, Albaicín principalmente, y con un espacio público protagonista, la calle, la plaza, el patio abierto a todos. Es la fiesta, además, una sola tarde-noche, pues la mañana es laborable, lo que no se transgrede ni por asomo.

        Recurramos a la historia. El Concilio de Nicea es clave para interpretar la evolución del cristianismo y del significado emblemático de la cruz, ocurrió a instancia de Constantino, con su intención era dejar en claro la neta diferenciación entre el Padre y el Hijo. La Iglesia afirma en Nicea la esperanza de la resurrección, de la cual es signo preciso el Crucificado, muerto para redimir a la Humanidad.

         La Cruz se ha ido forjando como símbolo cristiano que de abanderar las cruzadas antipaganas se ha fijado finalmente como icono y excusa de la fiesta popular, en un universo ya absolutamente semantizado como el de finales del siglo XVIII. Este carácter de fiesta primaveral se asentó e incluso se incrementó a lo largo del XIX. Que el origen general de la Cruz de Mayo esté en las fiestas paganas precristianas de fertilización del mundo viviente parece algo absolutamente claro después de que los eruditos folcloristas decimonónicos, empleando ríos de tinta, lo mostrasen.

         No obstante, en Andalucía Oriental, la presencia islámica atenuó esta presencia paganizante, posiblemente por la cualidad iconoclasta del Islam; de ahí que en este territorio hubo de ser trasplantada tras la reconquista. Recordemos que una institución de lo más antifestivo como la Inquisición era una de las más interesadas en extender el culto de la cruz.

         Durante la Guerra incivil, estando Granada en la zona «nacional», esta fiesta como tantas otras donde lo grotesco-popular tenía una presencia estimable, fue prohibida. Al parecer la prohibición pudo haber sido obra personal del entonces arzobispo de Granada cardenal Parrado. Pasados los años más duros de la dictadura, el entonces delegado de Turismo, Antonio Gallego Morell, junto con otras personas públicas de la ciudad, se propone la revitalización de la fiesta. La política festiva de la dictadura giraba entre las ceremonias historicistas y el folclore; las primeras ligadas a actos de exaltación religiosa y nacionalista, y el segundo a las organizaciones encuadradoras del ocio -Sección Femenina y Educación y Descanso, principalmente. Posteriormente el llamado “turismo de pandereta”  hizo renacer la fiesta bajo la cobertura del “tipismo”.
        
         A partir de los años 80, la propia evolución urbana de Granada ha añadido nuevos factores a la sociología de la fiesta.  Las cruces han dejado de ser un fenómeno de sociabilidad cuasi rural dentro de la ciudad, para convertirse en un fenómeno de sociabilidad típicamente urbana: las cruces son construidas hoy día en buena medida por bares, peñas deportivas, asociaciones de vecinos, etc. La ritualidad tradicional, que incluía la sociabilidad y las tensiones grupales ha sido sustituida por una sociabilidad (¿?), que a pesar de las asociaciones citadas, se debate entre la soledad individual y la masa anónima. En los barrios antiguos aún permanecen restos de la fiesta tradicional con una función cada vez más residual.
                                                                    

25 comentarios:

  1. He leido con agrado tuentrada de hoy porque me imagino que esta historia se puede extrapolar a las Cruces de Córdoba. Aquí se celebran durante los tres primeros días de mayo y es un derroche de flores, color y música, fundamentalmente de sevillanas que la gente baila hasta altas hporas de la noche. No existen alusiones a vírgenes , ni a santos y la misma cruz pierde su carácter trágico al aparecer cubierta de flores.
    quí en Córdoba son la puerta por la que la ciudad entra en su mes por excelencia: Mayo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En Granada esta fiesta se degeneró en cachondeo y mucho que digo mucho, muchísimo alcohol. Mientras que en Cordoba se está intentando que tenga consideración de Patrimonio Inmaterial, esto por ahora en Granada en impensable, se está intentando volver a lo que fue pero las presiones de los locales de ocio lo están poniendo difícil.

      Saludos

      Eliminar
  2. Aquí se celebra el día del cristo porque la romería se efectúa en una ermita con eses nombre. Se come un dulce muy típico que se llama "culeca". Es una especie de bollo dulce grande,algo parecido al suizo, que lleva uno o dos huevos duros dentro cocidos con la misma masa del bollo.
    Un saludo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felipe la fiesta que planteas tiene más puntos en común con el día del patrón de Granada allá por el mes de febrero donde en la Abadía del Sacromonte se toman saladillas con habas y vino del terreno.

      Estás fiestas son dedicadas a la primavera con mucha flores y la cruz como reclamo seudoreligioso.

      Un abrazo Felipe.

      Eliminar
  3. He vivido unos años en Andalucía, y estas fiestas te hacen la vida bastante agradable.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque puedan aparentar por la cruz un talante religioso no lo tienen, en todo caso a nivel personal cada uno le puede dar lo que quiera.

      Realmente en la época que estamos corriendo al menos durante unas horas el cuerpo trata de evadirse de tanta mala leche.

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Emilio, hay una cosa que te tengo que decir importante, cada vez que entro en tu blog el antivirus me avisa que detecta un troyano. No sé si les pasará a tus demás seguidores. Deberías investigarlo y ver si efectivamente lo tienes infectado, porque si alguien no está bien protegido y entra en tu blog puede tener problemas. Yo no entiendo nada de informática, pero hace días que me pasa. A mí no me preocupa porque tengo un potente antivirus, pero se puede extender e incluso que a ti te haya llegado desde otro blog. Esto de los virus es complicado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marta no me digas eso, le pago a Telefónica, una pasta por el antivirus como para que se haya colado alguno, de hecho soy el que he avisado a muchos seguidores de alguno de esos problemas. De momento me he puesto a realizar un análisis de todo el sistema.

      Gracias por la información.

      Eliminar
    2. Me sucede lo mismo con el aviso de virus siempre que entro.

      Eliminar
  5. Respecto a tu entrada es muy interesante y, como siempre, pedagógica y bien documentada. Este tipo de eventos, vistos desde la cultura catalana, nos suenan un poco a fanatismo, aunque casi siempre tengan un origen pagano y una combinación lúdico-religiosa. Supongo que tú, en tu época catalana, como tú dices, pudiste comprobar lo poco dados que somos los catalanes a este tipo de festividades. Aquí nos gusta más el fuego y la pólvora para las celebraciones.¡Qué también, vaya tela...!
    Otro abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Marta, hablamos de lo mismo, tierra, fuego, aire, agua, son los mismos perros con distintos collares.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. De mis años pasados en Granada tengo muy buenos recuerdos deste día aunque, como tú dices, sé que ya no es lo mismo.
    Una entrada muy bien documentada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Chelo, están intentando revitalizarla, aquellos que la hundieron, después de ver que solo con borracheras la fiesta no funciona, es más expulsa a la familias y a los turistas.

      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Gracias Emilio por permitirme pasear por la historia de Granada.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Norma, no tengo que permitirte nada, tienes entrada libra cuando quieras, y si me preguntas sobre algo concreto encantado de informarte.

      Un abrazo.

      Eliminar
  9. Acabo de leer e primer comentario de Marta y me sucede igual que a ella,me comunica mi ordenador que acaba de bloquear un troyano en tu página.Al principio pensé que era mi aparato,pero sólo me ocurre aquí.
    Lo de la fiesta de la cruz,la verdad es que ha sido un gustazo saber su desarrollo,porque por aquí no está tan enfatizada,al menos que yo sepa,pero siempre lo he visto como una floreada fiesta donde la gente se une para pasarlo bien rodeados de Fe...imaginaba,que no sé yo...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy intentando resolver con telefónica, pero con estas grandes empresas la cosa va lenta, incluso teniendo contratado el sistema remoto de atención hay atención lenta, la plantilla es escasa, por eso nos hicieron un ERE, para tener a menos gente, y tener mayores ingresos aunque la atención esté por los suelos.

      En cuanto a lo otro, fe encuentras poca, salvo la que uno quiera montarse.

      Un saludo

      Eliminar
  10. A mi no me parece mal que termine en cachondeo, en realidad es lo que a uno le queda.
    Claro que podría caber todo.
    Un ejemplo es la Romería del Rocio, donde cabe todo y se mezcla la religiosidad y el resto de las aficiones de cada quien...jajaja
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre Genín no es cuestión de cachondeo, es que en ese día pasear por el centro es que se te peguen los zapatos al suelo debido a la porquería, orines y vomitonas acumuladas.

      Saludos

      Eliminar
  11. Casi todo lo que el catolicismo prohibiría,con la ayuda de los censores franquistas,se ha convertido en grandes fiestas paganas en las que la multitud se reconcilia consigo mismo.

    Será por vulnerar lo prohibido?


    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas fiestas, como digo al final de la entradas se debaten entre la soledad individual y la masa anónima.

      Un saludo

      Eliminar
  12. Hombre, yo creo que de hecho salvo para los más tradicionales esa forma de "desvirtuar" la fiesta redunda en beneficio para todos. Que oye, a mí personalmente el cristo , la cruz y los santos me atraen poco por no decir nada... Quizás así se produzca una mezcla más heterogénea de gente (que no lo sé, lo que hago es elucubrar, ni siquiera he tenido el placer de estar en Granada)

    Y respecto a lo de la fiesta "pagana", ¿acaso no beben todas las religiones de otras habidas a lo largo de la historia con anterioridad? Todas tienen algo de pagano pues, a la historia me remito, lo demás son fanatismos.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Vamos a ver!!, aquí no es cuestión de pagana o religiosa, es que todo se ha desmadrado y convertido en un inmenso botellón.Me pregunto ¿cualquier tipo de fiesta, sea del tipo que sea, se puede anular para transformarse en un objetivo que es beber?, para eso no es necesario fiesta de ningún tipo.

      Un saludo

      Eliminar
  13. En Sevilla se ha perdido la fiesta de la cruces y ha quedado reducida a la chiquillería que saca "pasitos" durante todo el mes de mayo, pero como un juego de chiquillos.

    ResponderEliminar
  14. Francisco, ¿que queréis más fiestas?, Semana Santa, Feria de Abril, dentro de unas fechas el Corpus, ¡¡jolín!!, que le vamos que dar la razón a los empresarios de que aquí no pensamos nada más que en el cachondeo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Los comentarios anónimos, será eliminados.

Entradas populares

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO
Población, Indicadores Sociales, ... (pinchar en la imagen)

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER
MALTRATO, TOLERANCIA CERO

NO, AL TRABAJO INFANTIL

NO, AL TRABAJO INFANTIL
No hipoteques su presente y su futuro. Clicar en la imagen.

CONVIVENCIA

CONVIVENCIA
Todo camino es bueno para llegar a ella

MIREMOS DE CERCA LA MIGRACIÓN