sábado, 27 de octubre de 2012

TENIA QUE OCURRIR

Tenía que ocurrir, antes o después se esperaba  que ocurriera una desgracia como esta y ha ocurrido no muy lejos de donde vivo. El pasado día 25 a las 9 h. de la mañana se ha suicidado un hombre en Granada a la edad de 53 años; a las 10 h. de ese mismo día, una patrulla de la Unidad de Prevención y Reacción del Cuerpo Nacional de Policía, se ha personado en su vivienda para ejecutar un desahucio por orden judicial, ¡¡QUE DESVERGÜENZA!!, unos minutos en los telediarios y se acabó.  En Granada, hay una media diaria de cuatro desahucios y, de momento, no hay visos de que este número vaya a la baja.
         La desgracia, para la familia y todos aquellas personas que estando en la misma tesitura, no es pequeña,  ven como actúa una banca insensible que no se mueve a renegociar una hipoteca, consiguiendo, por desesperación, que  cualquier ciudadano pueda llegar a suicidarse, el camino ya lo han abierto,  lo peor de todo es que  el origen del procedimiento de ejecución hipotecaria que conocemos se encuentra en la Ley Hipotecaria de 16 de diciembre de 1909, siendo perfeccionado posteriormente por un Reglamento de 1915, ¡¡VIVA NUESTRA CONSTITUCIÓN!!, nos tienen engañados y tenemos que enterarnos por situaciones tan trágicas como estas, ¡¡TODO ES MENTIRA!!.
            Antes de que ocurriera este suceso y otros menos cruentos, un grupo de seis jueces, coordinados por el vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) Manuel Almenar ha elaborado un informe en el que propone 18 medidas para cambiar el sistema español de desahucios y paliar el "auténtico drama" en el que están envueltas numerosas familias que no pueden hacer frente a las cuotas de sus prestamos hipotecarios , estos jueces critican a los bancos por su "mala praxis" y "ligereza" al extender los créditos hipotecarios antes de la crisis sin valorar las posibilidades reales del deudor, además de "la comercialización irresponsable, cuando no torticera, de productos financieros complejos" que llevaron a cabo, en alusión a las participaciones preferentes. El miércoles, un día antes de la muerte de este ciudadano “EL CONSEJO DEL PODER JUDICIAL SE DESMARCA DE ESTE INFORME” que ellos mismos encargaron, y no asumir ni debatir su contenido, la justicia es solo para los poderosos y si no, preguntemos a los abogados de oficio de Madrid que han estado en huelga.
         Mientras tanto, ¿que coño hacen los políticos?, el gobierno, todos los gobiernos muy dados a legislar en base a situaciones extremas, ¿qué piensan hacer antes esta situación?, ¿cómo actuarán ante la usura de un banco que ha propiciado la muerte de un ciudadano?, seguramente nada, el ministro de justicia, muy “meapilas”, se le olvidará esto de la usura y se dará golpes de pecho ante su Dios cuando habla de aborto o trata sobre la edad para mantener relaciones sexuales, pero no habla de los abusos de los banqueros, eso no es importante,  las cosas están claras, los bancos y sus banqueros son muy amigos de los políticos –les costean sus campañas electorales, cuando no otras cosas, todo ello a cambio de ventajas y otras dádivas- hagan lo que hagan, la iglesia los bendice a todos y los perdona rezando un padre nuestro y un ave maría, al igual que aquel ministro, la iglesia solo se preocupa de los pecados del cuerpo, sobre todo del “sexo mandamiento”.
         ¿Tendremos que seguir viendo a gente que se suicida para dar una solución?. Lamentablemente en la prensa de hoy, otra persona ha intentado suicidarse tirándose por un balcón, esta vez no lo ha conseguido, ¿cuantas veces tiene que ocurrir?.

30 comentarios:

  1. Un escalofrío me ha recorrido el cuerpo al leer tu artículo de hoy.Me quedo sin palabras ante tanta injusticia, tanta usura, tanta falsedad...por parte de los gobiernos, de los banqueros y hasta de la propia Iglesia.No sé hasta donde vamos a llegar. Me causa espanto el pensar que estamos en un país en el que se manda a la calle a familias enteras, se las mata de hambre y de necesidad, se induce a honrados ciudadanos al suicidio con total insensibilidad. ¿Qué justicia es ésta? ¡Hemos de pagar siempre los pobres desgraciados? Yo pensé que habíamos evolucionado, que habíamos conseguido una sociedad más justa e igualitaria, pero...¡qué equivocada estaba! Seguimos anclados en los oscuros mundos de la Edad Media, esa que sale en las películas y que nos hace llevarnos las manos a la cabeza diciendo:"¡Qué horror, menos mal que no estábamos allí y hemos nacido en esta época!" Pero es que ...¿hay alguna diferencia?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como puedes ver por la misma entrada, mi cabreo es mayúsculo, sobre todo eso de que los desahucios se regulan por una ley de 1.909, ¿en que país vivimos?, una muestra más de que nuestra transición fue una mentira, seguimos siendo legislados por leyes, como dices, casi de la Edad Media, me avergüenzo de mi país, y de los políticos de uno y otro lado que nos engañan y nos tratan como a niños.

      Cuantos muertos y heridos por los desahucios serán necesario para que cambien esa ley decimonónica.

      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Lamentablemente, éste no es el primer suicidio que se produce como consecuencia de un desahucio y, en última instancia, por esta crisis que sólo afecta a quienes menos tienen/tenemos.
      Ayer y hoy los periódicos recogían la noticia y se rasgaban tímidamente las vestiduras. Tímidamente no sea que los bancos les retiren los créditos y se fastidie el negocio.
      El gobierno ni está ni se le espera en esta materia. Excepto para las declaraciones grandilocuentes de la vicepresidenta, que cada viernes solemniza lo obvio en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros.
      ¿Qué camino nos queda? O nos organizamos adecuadamente para que se escuche nuestra reacción -y no somos los españoles muy dados a esa solución- o nos dedicamos a llorar por los rincones.
      Ya lo ha dicho el rey, visto desde dentro España da ganas de llorar. Especialmente cuando se mira hacia quienes deberían representarnos.

      Eliminar
    3. No es el primero ni será el último, no contamos otras patologías como depresiones, o infartos, o ictus cerebrales, no hay muertes pero las personas y sus entornos quedan gravemente tocados.

      Como dices, estamos en un país que dan ganas de llorar.

      Saludos

      Eliminar
  2. El dinero que el gobierno ha conseguido inyectar a la banca es el que está sirviendo para financiar al Estado, así que "yo me lo guiso y yo me lo como". Conocido tu anticlericalismo, aprovechas para arremeter contra la Iglesia en cualquier tiempo verbal, pero te recuerdo que la Iglesia, su mano caritativa y amorosa que es Cáritas, es la entidad que más está ayudando a paliar las miserias del momento.
    Estamos llegando al límite, si no lo hemos sobrepasado, y es tiempo de exigirle al gobierno que si no es capaz de aplicar las medidas adecuadas que dimita o le forcemos a hacerlo. El número de desahucios diarios es de escalofrío, pero a los medios se les olvida hablar de los días posteriores de estas familias lanzadas a la calle. ¿Dónde duermen? ¿Dónde comen? ¿Van esos niños a la escuela? ¿Sobre qué mesa hacen los deberes? Cada día se recortan más y más las ayudas sociales y estamos a punto del estallido social. Si no despierta el gobierno, tendrá que hacerlo cuanto antes el pueblo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, más de 10 años con los curas y eso que eran los Escolapios, me curaron de espanto para toda la vida. En cuanto a lo de Cáritas, o la Cruz Roja e incluso otras grandes ONG podríamos hablar de lo que hacen, como lo hacen y porqué lo hacen, detrás de muchas de ellas no hay tanto altruismo como parece, solo que para verlo hay que mirar con otros ojos y, como en el ajedrez, llevar varias jugadas por delante. De todos modos, siendo prácticos, al menos durante unos días llenan los estómagos a aquellos que están pasando hambre, dándole un salvavidas a gobiernos corruptos e ineptos, en el caso de España apuesto más por gobiernos ineptos que no saben ni controlar a los suyos.

      Un saludo

      Eliminar
  3. Eso es lo grave que, por desgracia, no será la última víctima que veamos.
    ¿Hasta cuando seguiran tirando de la cuerda?
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando la gente se de cuenta de todo esto. Lo de Galicia, a pesar de los votos que han perdido todos los partidos mayoritarios, me deja con la duda de si la gente conoce lo que pasa en el país o es que las televisiones basura nos ha dejado ciegos.

      Un abrazo Chelo.

      Eliminar
  4. La gente se queda con los titulares, como el de Amancio Ortega donando 20 millones a Cáritas, y todos tan contentos con las limosnas; sea un euro, un kilo de arroz o 20 millones de euros, son miserables limosnas mientras no estén generando puestos de trabajo. El pueblo lo que quiere es la manera de ganarse el sustento, no necesita limosnas, las limosnas son nocivas y pueden llevar a las personas al suicidio. Pero los ricos dan algo de lo que les sobra para aliviar sus conciencias (si es que aún les quedara algo de ellas); los banqueros tipo Emilio botín o el cura Miguel Castillejo tienen el signo del dinero tatuado en la frente, y no tienen corazón a la hora de echar a la calle a una familia y quedarse con su piso; el orden de prioridades de estos individuos es el siguiente: Primero el dinero, segundo el dinero, tercero el dinero.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de los 20 millones de Amancio Ortega, seguramente hasta les sale rentables, ahora bien, la sensibilidad de Amancio Ortega hacia los discapacitados se debe a que conoce en persona los problemas de ellos ya que tiene un hijo que nació con una grave discapacidad. Tienen una gran fundación llamada Paideia que la gestiona su exmujer -madre del niño-. De los demás no tengo nada que objetar en cuanto a lo que dices.

      Saludos

      Eliminar
  5. Como muy bien dices TODO es mentira, los políticos "trabajan" para el interés del capital, incluidos los llamados de izquierdas, esto es una mierda y no solo esa ley, habría que adecuarlas a los días que corren TODAS y luego se extraña que pidan la independencia, aunque como sigan con los mismos políticos va a ser para peor...
    En todas partes del mundo cuando se entra en una crisis de este tipo, se habilitan leyes que protejan a los ciudadanos, sociales, que pongan a salvo los derechos primarios, como por ejemplo el de la vivienda, en Canadá por ejemplo, sin crisis, la ley no permite el desahucio a partir del Otoño hasta el verano por las inclemencias del frio canadiense, solo por poner un ejemplo, pero aquí siempre se ha gobernado CONTRA los intereses de los ciudadanos para beneficiar a la minoría que tiene el poder y el dinero.
    Salud
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genín, ¡¡como nos tienen engañados!!, y la prensa que se suele, algunas veces, rasgar las vestiduras, ¿que hacen por informar al pueblo?, el llamado tercer poder esta al servicio de esos mismos políticos y de sus partidos.

      Saludos

      Eliminar
  6. Desgraciadamente esto va a seguir ocurriendo mucho, esto va a mas y estos politicos que tenemos no van a poner ninguna solución porque...ande yo caliente, riase la gente, así es como es, ellos siguen con su vida y no les interesa despertar pero no se dan cuenta que juegan con fuego, ya veremos...
    Feliz fin de semana si se puede

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como bien dices rita, están jugando con fuego, una chispa puede saltar y comenzar a arder todo por los cuatro costados.

      Saludos

      Eliminar
  7. Hola, Emilio. Es una situación tan kafquiana esta de la que nos hablas hoy que realmente es ver para ceer. Ha habido un suicidio, que sepamos, porque seguro que muchos han pasado desapercibidos para la prensa. El suicidio todavía es algo tabú en nuestra sociedad y las familias los esconden.
    Cualquiera con un mínimo mínimo de sensibilidad se daría cuenta de que no puede continuar esta situación de ABUSO por parte de los bancos ante la mirada impertérrita y connivente de los poderes legislativo, ejecutivo y judicial, a todos les corresponde su parte de responsabilidad en este desvarío en que estamos. Muy justa y necesaria tu entrada y tu discurso, Emilio. Siempre con el dedo en la llaga, dale, dale, que les duela más. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tapar un suicidio en nuestro país o en cualquiera donde se necesita un certificado de defunción firmado por un médico para enterrar a una persona no es fácil.

      Las causas de este suicidio son claras, un hombre que no tenía posibilidades de seguir pagando su hipoteca, ya que venía a quitarle el piso y su negocio con el que malvivía, no queriendo molestar a nadie de la familia, se suicida. Es un asesinato que tiene nombre y apellidos. Lo curioso de este caso es que se conoce el nombre del muerto PERO NO EL NOMBRE DEL BANCO QUE LO MATÓ.

      Saludos

      Eliminar
  8. Hola, Emilio. Justo a raíz del suicidio de este hombre, me topé con un blog en el que leí una entrada que comparto absolutamente y que me parece que es el sentir de todos. La pongo aunque es extensa:

    SOMOS UNOS INDECENTES

    Estoy hasta los cojones de la legalidad.

    Estoy hasta los cojones de que se diga que las leyes se pueden cambiar, pero no se cambian.

    Un hombre se ha suicidado en Granada ante la inminencia de desahucio de su vivienda por impago.

    A este hombre ya le da igual que cambien o no las leyes.

    Un grupo de personas llevan durmiendo varias noches al raso delante de Bankia en un intento de evitar el desahucio de 50 familias amenazadas de ello por el tristemente famoso banco. Bankia replica que no negocia con colectivos, y los acampados deben continuar durmiendo en la calle.

    En los pasados cuatro años se han llevado a cabo 350.000 desahucios. Últimamente, 517 cada día. Cada día.

    Varios jueces han hecho un estudio de la procedencia de esta figura del desahucio. Han llegado a la conclusión de que la banca juega con ventaja, que se aprovecha de ¡una legislación de 1909, mal reformada en el año 2000!, practica malas artes comerciales, vende productos financieros engañando y sin valorar las posibilidades reales del deudor.

    Y proponen medidas que alivien la desgracia de estos atribulados ciudadanos: que las ayudas a los bancos se extiendan obligatoriamente a esos clientes, que los jueces a la hora de dictar sentencia puedan tener en cuenta las desgracias familiares, las situaciones de paro, los accidentes de trabajo, las enfermedades persistentes.

    El Consejo General del Poder Judicial ha archivado el informe sin debatirlo.

    ¿Pero cómo podemos permanecer impávidos ante estas tropelías y villanías sociales? Hoy ya no será noticia el ahorcado de Granada. ¿Cómo es posible que aun a regañadientes aceptemos estas brutales crueldades de los bancos que tenemos que rescatar de sus desastres de gestión? ¿Cómo toleramos y votamos a un Gobierno, cualquier Gobierno, que no tiene la voluntad de paliar tales desmanes y aplicar todos los muchos resortes legales existentes?, ¿cómo no se les cae la cara de vergüenza a todos los responsables pasados y actuales de Bankia, que impertérritos consienten que a los ciudadanos en desgracia los despojen de sus viviendas mientras ellos disfrutan de sueldos y complementos de fábula, van a misa o navegan en yates?, ¿qué jueces son éstos que no se constituyen en intérpretes generosos y solidarios de la legalidad, pero bien que se unen para reclamar sus días libres y demás recortes, como han tenido todos los ciudadanos?, ¿de verdad que Rajoy puede dormir tranquilo en su almohada de plumas sin intervenir en el asunto?, ¿sobre qué conciencias cae la muerte del trabajador de Granada?, ¿cuántos suicidios son necesarios para que todos nos soliviantemos más de un minuto o ni eso? El drama de la vivienda es espantoso, con cinco millones de pisos vacíos, pero pasamos en volandas sobre él, convirtiéndolo en un tema recurrente y sin interés, ¿qué es de esas familias desahuciadas, a dónde van, cómo viven ellos y sus hijos?

    Ayer nos ahorcamos todos en Granada, y la flor de la mandrágora dejó caer unas gotas de revolución y contestación social. Solo si prenden dejaremos de ser todos unos indecentes. Sí, es sentimentalismo barato. Es el sentimentalismo de decir que estamos todos hasta los cojones de la legalidad y de las leyes que no quieren cambiar.


    http://blogs.publico.es/arturo-gonzalez/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marmopi, hemos coincido en todo incluso en el nivel de cabreo. Gracias por trasladarme a este blogger, me paso a ver que dice sobre otros temas.

      Un abrazo

      Eliminar
    2. El que ha escrito ese artículo y publicado en el diario es Arturo González, periodista del "Publico.es", ha sido tertuliano en infinidad de programa tanto del corazón como de política en TV y radio, le gusta "epatar", es un periodista que se le puede considerar de izquierda, aunque definir hoy a la izquierda, incluso aquella a la que llaman la de verdad, es difícil.

      Un abrazo.

      Eliminar
    3. A mí ese hombre, por lo que tú dices de haber estado en cosas del corazón, ya le tenía un poco olvidado y medio defenestrado, pero ciertamente leerle hace pocos días en relación al tema suicidios y desahucios sí me pareció interesante y muy cercano al sentir de la grandísima mayoría.
      Un saludo y buen domingo, Emilio

      Eliminar
  9. Es de verguenza!!!
    Me puse enferma al oir la noticia en el telediario.
    Si yo tuviera que ver algo en ese desahucio, la que me hubiera suicidado hubiera sido yo.
    Hay que hacer algo´.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se si en ese telediario dijeron que banco era el que desahuciaba. Por Granada no ha salido el nombre del banco asesino, pero seguro que esa misma mano asesina seguirá intentándolo.

      Saludos

      Eliminar
  10. El dia que los estados soberanos recuperen el control de sus monedas y de sus economias y dejen de pagar intereses usureros a los banqueros privados, ese dia nacera un nuevo mundo para la humanidad.

    Que verguenza, Emilio!!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de "Estado Soberano", queda muy bien, pero me temo Gilberto que eso solo ocurre con las grandes potencias, ellos si que son estados soberanos, Alemania y Estados Unidos, los demás, somos simples satélites. Luego está la historia ¿cuando ha existido un estado que no dependa de otro?, España fue durante un tiempo un estado soberano hoy hemos quedado en un estado basura.

      Un saludo

      Eliminar
  11. Tienen el corazón de piedra, en otro siglo, habría estallado todo esto. Cada vez hay más impotencia ante el poder de los bancos y los políticos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se cuanto de lejos estamos para que estalle este sistema, lo que si se es que cada día estamos más cerca.

      Un saludo

      Eliminar
  12. Si amigo Emilio ¿hasta donde vamos a llegar con este gobierno? Y pienso en quien tiene la culpa, yo creo en mi poco entender que los bancos, y el gobierno es cómplice de todos estos atropellos, no me extraña que las personas se suiciden antes de verse en la calle sin un techo, y mas camino del invierno, yo haría lo mismo.
    No sé como cambiaran las cosas, ojala y sea pronto, que las personas podamos vivir bajo un techo, eso dice la constitución que tenemos derecho a un trabajo y un techo, lo primero ya hay muchos que no lo tienen, lo segundo…
    Un abrazo, tu entrada me ha dejado el corazón encogido de rabia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He dejado de creer en la Constitución como dejé de creer en Dios hace mucho tiempo, ¿como se puede creer en ella, cuando la ley que embarga los pisos a los ciudadanos y los deja en la calle es del 1909?, ¿de que constitución hablamos la de 1812 más conocida por "La Pepa"?

      Saludos

      Eliminar
  13. Por eso, quizás, me encantó que éste verano repusieran la serie de Curro Jiménez. Porque a veces el único sueño que le va quedando a uno es tirar del alforjas y trabuco y entrar a caballo en más de un ministerio, a saco... Hace ya mucho tiempo que nos están acostumbrando a ponerles número a los muertos y despojarlos de nombres y apellidos... Todos, en el fondo, reconocemos las injusticias y reconocemos que nos dan a tragar la sopa boba. Pero somos tan estúpidos, que todavía, en las calles, en los bares o en cualquier tertulia, nos tiramos los trastos a la cabeza por defender "nuestra izquierda", "nuestra derecha" o "nuestros nacionalismos". O sea, que somos los primeros en dejarnos dar una y otra cucharada de esta misma sopa, una vez y otra, una elección tras otra... Siempre mirando a derechas o a izquierdas: pocas veces mirando adelante, que es lo que debiéramos hacer de una p... vez.
    No escarmentaremos jamás, porque a la hora de la verdad cada uno sigue haciéndole las bufonadas a su "señorito".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada uno puede tener una ideología de derechas o de izquierdas; el problema es el sectarismo, y los partidos con los que contamos en nuestro país con sus líderes al frente están llenos de él, nunca se sientan a discutir y tratar de acordar entre ambos una ley, un decreto o cualquier tema de política nacional que afecte a los ciudadanos, así nos luce el pelo, a cada cambio de gobierno elimino una leyes del anterior y pongo las mías, de este modo no adelantamos nada, vamos dando salta adelante y atrás.
      Me he repetido muchas veces, nuestras famosa transición fue una falsa, al país hay que darle una vuelta como a un calcetín.

      Saludos

      Eliminar

Los comentarios anónimos, será eliminados.

Entradas populares

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO
Población, Indicadores Sociales, ... (pinchar en la imagen)

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER
MALTRATO, TOLERANCIA CERO

NO, AL TRABAJO INFANTIL

NO, AL TRABAJO INFANTIL
No hipoteques su presente y su futuro. Clicar en la imagen.

CONVIVENCIA

CONVIVENCIA
Todo camino es bueno para llegar a ella

MIREMOS DE CERCA LA MIGRACIÓN