martes, 19 de junio de 2012

EL AMANTE LESBIANO


        Hace un par de meses, saltando de blog en blog, pude ver uno que informaba sobre la realización de actividades colectivas relacionadas con la lectura de textos, la casualidad hizo que estuviera ubicado en la biblioteca de un pueblo muy cercano a casa, me animé, lo visité y me quedé.

         Estaban ya metidos en faena leyendo "El Amante lesbiano” de José Luis Sampedro, así que en una semana me he puesto las pilas y he leído el libro de un autor,  para mí, referente de todo lo que dice sobre la crisis en la que estamos metidos y sobre su visión del mundo en general; hombre que, a sus más de 90 años, habla con la claridad de un joven de 20 y tras leer este libro diría que con una imaginación sexual desbordante.

        "El Amante lesbiano” no es un libro para llevarse a leer a la playa, ni para leerlo a golpe de vista, es para leerlo tranquilo, paladeando sus descripciones, emana sexualidad por todas las páginas y todo ello a pesar de que  en él se habla de homosexualidad, de lesbianismo, de travestismo, de seres andróginos, del poder de dominación y de  sumisión, de sadomasoquismo, de hipocresía, también se habla de amor, sobre todo de pasión, de una pasión que devora a Mario que con el paso del tiempo, que es un no tiempo (no me he vuelto loco), se trasforma en Miriam “una mujer muy hombre”,  su pareja: amante, dominadora, educadora, su nombre, Farida, una mujer a la que conoce desde niño; ella le ayuda, en esa transformación, a ser lo que desde siempre quiso ser: “Un amante lesbiano, adorante, sumiso y activo”, en tanto que Farida en sus relaciones con Miriam dice “…¡Lesbiana violando a un hombre, que morbo!...”. Todo esto se desarrolla en un espacio imaginario llamado “las Afueras”  “el lugar en el que florecemos los disidentes del mundo reprimido” o “ el lugar donde vivimos los otros”.

         El libro de Sampedro parte de un criterio, la libertad, en el epígrafe se recoge unas palabras de San Agustín que dicen: “Ama y haz lo que quieras” a esta libertad de actuar en las relaciones personales, de afecto y cariño, sobre la religión nos dice: “nuestra sociedad está dominada por una mitología religiosa cuyos libros, declarados sagrados e infalibles, imponen una moral enemiga del placer carnal y tan antinatural que valora la castidad como más perfecta que el sexo dado a los humanos para su creador. Una moral que declara contra natura, aberrantes y perversas, las modalidades del placer no encaminadas a la procreación, aunque esas variantes sean espontáneas manifestaciones de la vida”.

         Dicen que un segundo antes de morir, nuestra vida es vista en ese corto espacio de tiempo, solo que  ya no tenemos tiempo de enmendarlo.       
  Emilio M. Martín.

33 comentarios:

  1. Sampedro es un hombre que admiro en todos los sentidos, tiene una grandisima inteligencia que, pienso yo, le ha hecho no ser el personaje que por su edad tendría que haber sido, le admiro mucho y me alegro de que nos hables de este libro que no conocía, tomaré nota
    Bssss

    ResponderEliminar
  2. El libro lo recomiendo, por ello le dedico una entrada, en cuanto al escritor, por mi parte solo tengo magníficas palabras para un hombre de los que tenemos pocos en este país.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Pues si que parece atractivo. En realidad aun no dispongo de tiempo suficiente para dedicarme a la lectura reposada, asi que lo tendré en cuenta para próximas jornadas en donde me haya desatascado.
    Gracias por la recomendación Emilio.

    Besitos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  4. Gala, te veo como el baúl de la Piquer, de arriba para abajo, deseo que las cosas se tranquilicen.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. José Luis Sampedro, del que nadie hablaba nada, salvo alguna aparición esporádica en TVE, parece ser se ha puesto de moda tras sus opiniones acerca del 15M. Hace muchos años leí Octubre, octubre y me dejo indiferente sin muchos deseos de leer nada suyo. Más tarde leí La sonrisa etrusca y me gustó algo más, sin entusiasmarme. A mi personalmente, es cuestión de gustos, es un escritor que no termina de llegarme a pesar de su personalidad. Ya que lo recomiendas lo pensaré y volveré a intentarlo. Un saludo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felipe, cada uno tiene sus gustos personales y no tiene porqué agradarte este hombre, he de reconocer que a Sampedro ya lo conocía desde mis tiempos de "follonero", siempre me ha gustado mucho sus artículos de economía, es catedrático de estructura económica, y no es que yo entienda de economía, simplemente, es que la hace fácil de entender. Ahora, desde la tranquilidad que dan los años, dice lo que le viene en gana, la cuestión es que dice lo que yo pienso y me gustaría decirlo de la misma manera.

      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Mi opinión era como escritor, como personaje no me cae mal. Mi intención era resaltar que hace años no es que fuera desconocido pero se le tenía poco en cuenta. Y tienes razón: para gustos, los colores. Un abrazo

      Eliminar
    3. Felipe, no te creas que su opinión cuenta mucho, salvo para los perroflautas, yayoflautas y todo lo que termine en flauta si que interesa, pero para los pensantes políticos y dirigente del país, es un auténtico desconocido y quien lo conoce dice que está "gagá".

      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Me encanta escribiendo Sampedro incluso escribiendo de la más ardua economía, así fue como me enamoró en el promer año de Facultadm y aún sigo enamorada de su lucidez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿ Tuviste la suerte de que te diera clase?, me hubiera encantado asistir a una de ellas, solo lo conozco por sus artículos, sus entrevistas y novelas.

      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Quizás no lo sabes pero hace unos días por aquí el Senado aprobó una ley que les permitirá adecuar toda su documentación con su nombre de elección –incluida la partida de nacimiento– en forma gratuita, sin orden judicial y sin tener que acreditar que se operaron los genitales
    La ley da para discutir.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Te refiere a que los homosexuales se puedan operar y cambiarse de nombre?, si no me equivoco eso se lleva haciendo aquí desde hace varios años, las bodas de homosexuales y lesbianas lleva igualmente realizándose sin más problemas que los retrógrados de siempre.

      Un abrazo Norma

      Eliminar
  8. Trataré de leerlo porque tiene buena pinta,la verdad.
    Y es que somos seres reprimidos a consecuencia de una "necesidad" de infinidad ante una realidad casi siempre problemática a lo largo de la historia.
    Lo que ocurre es que esa necesidad se nos imbuyó interesadamente a través de unas enrarecidas normas contra las que luchar se hace difícil tras tantos siglos de represión.
    Normas, por otro lado,que ellos practican a su antojo desde los albores de los tiempos
    Con lo natural que sería disfrutar de este habitáculo corpóreo que tanta satisfacción puede proporcionarnos.
    En fin, no se si habré sabido explicarme,pero el caso es que yo quiero tener unos noventa así.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Hola,Emilio. Admiro a Sampedro desde que le oí hablar por primera vez.Sorprende su lucidez, no solo porque a su edad la mayor parte de las personas difícilmente son capaces de hilar una frase coherente, sino porque cuando habla es de una claridad diáfana, de una sinceridad sorprendente y de una capacidad pedagógica envidiable. A mí su discurso me atrae como un imán y cuando le oigo siempre pienso: eso es exactamente lo que yo diría si supiera hablar como él. Me identifico totalmente con su visión de nuestra deteriorada e injusta sociedad. Me ha sorprendido mucho esa faceta suya de destructor de tabús sexuales, aunque no me extraña, ya que es un hombre que siempre ha dicho lo que piensa con total libertad, sin importarle lo más mínimo lo que se diga de él. Yo creo que la derecha le "consiente" esa total desinhibición en su discurso justamente por lo que tú dices, porque consideran que está gaga y no es peligroso. Como siempre, se equivocan porque no se enteran de hasta qué punto cala su discurso en personas de todas las edades. Como siempre, Emilio, gracias por aportarnos nuevas e interesantes noticias. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como decía, y tu manifiestas, su discurso en un mundo donde prima el dinero y el individualismo, solo es atendido por grupos como el 15-M o bien por colectivos que están al margen del sistema, los medios de comunicación no le dan lugar para que se manifieste salvo para que otros digan eso de que está "gaga" y los que le siguen están igual.
      Sampedro es un hombre de referencia en la historia de la economía española, solo que al igual que algunos profesores, en la época de dictadura tuvieron que salir por patas.

      Un abrazo Marta.

      Eliminar
  10. Con lo que me gusta Sampedro, este libro...uff

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Lo has leído, o es la temática que planteo en la entrada?.

      Un abrazo.

      Eliminar
  11. Me gusta mucho este post por muchas razones; la primera porque me cae bien (mejor) alguien que se planta en un club de lectura del pueblo de al lado; la segunda, porque Sampedro es uno de mis sabios de cabecera; la tercera, porque queriéndolo como lo quiero más como economista-pensador-crítico... este título me daba un poco de repelús, pero sí, contagias las ganas de leerlo.
    Un abrazo y gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, yo tampoco lo hubiera leído si el club de lectura no lo hubiera tenido como lectura del mes.

      Se habla mucho de Granada como ciudad universitaria, y bla bla bla bla, pero la cultura real, la del pueblo, funciona muy poco y en caso de que exista alguna cosita, la difusión es escasa. Han sido muchos escritores, Lorca por ejemplo o Garcia Montero nos muestran con sus escritos y sus actos la incultura de esta ciudad.

      Un abrazo.

      Eliminar
  12. Interesante post, es para tenerlo en cuenta. Por ahora no dipongo de tiempo para leerlo como dices con tranquilidad
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Te podrá gustar o no, pero es libro es para reflexionar sobre el en muchos de los aspectos que toca y como lo hace.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Me encantaría leer a Sampedro, pero ahora mismo tengo unos apuntitos por aquí de Derecho del Trabajo, debajo tengo otros de Gestión de los RRHH, y la semana que viene me esperan otros de Econometría y Fundamentos de Economía Financiera, amontonados un pelín a la izquierda de la impresora. De un divertido oye...!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Que culpa tengo de que seas una "pipiola" y tengas que estudiar para un futuro incierto?, los de Derecho y RRHH los he tenido que estudiar y estar al día durante casi 35 años, así que imagínate, esos textos quiero tenerlos lo más lejos posible, de hecho Derecho del Trabajo en dos días ya le han dado la vuelta, quiero dedicarme a otra lectura más amena.

      Te deseo suerte en tus exámenes. Un abrazo.

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    3. jajajaja me estoy riendo de tu respuesta a Lakacerola;pero hombre,deja soñar a la gente!(es bromita).Lo cierto es que quien esté en el mundo laboral,preparándose o no,creo que lo tiene bastante difícil a causa de los cambios sociales que están ocurriendo,para volverse locos.A veces,agradezco estar pensionada(aunque me costó lágrimas y dolores aceptar esta situación),a ver qué te digo dentro de un año cuando nos "raseen" bien a los que comemos de lo público aaaaaaaaaaaaaaaayyyyyy!!!

      Sobre Sampedro,pienso que es excelente pensador,yo le admiro.Por lo demás,sobre lo que dice:
      "nuestra sociedad está dominada por una mitología religiosa..."
      así es y eso que hoy día ya no es como antes,en tiempos de Paco y el Nacionalcatolicismo y aquí sigue esa mitología influenciando en el inconsciente colectivo-Personas como él(Sampedro)y sus seguidores son los que informando,educando...(así como lo haces tu)poco a poco,haréis que ese tipo de filosofía vaya tansformándose.Sin embargo,como existen tantos intereses particulares,tantas vidas acomodadas en esta idea de que si no se es virgen,pura...etc te vas al infierno...y además si por algún motivo tienes tentaciones eso también,eso también te lleva al infierno;pues vaya!y digo yo¿para pasar por la tentación y no hacerlo y ser lo mismo castigado no sería mejor llevar la tentación a la práctica?jejejeje.

      No he leído el libro,esta es la primera noticia que tengo,si su autor es Sampedro seguro es digno de leer.

      Un saludín.

      Carmen

      Eliminar
    4. La chica no creo que se asuste por la contestación, por su blog me imagino que tiene mucho humor, de todos modos aunque no sea así, con los tiempo que corren debe de tomarse las cosas con tranquilidad o replantearse su vida fuera de este país ha abandonado a los jóvenes.

      Un abrazo Carmen.

      Eliminar
  15. Fuera bromas...por las entrevistas que he visto en la televisión de Sampedro, me encantaría leer algo sobre su opinión de la crisis, ya sabes que es un tema que me preocupa mucho, mi blog últimamente sólo va de este tema.
    Buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  16. ¿Broma unos exámenes de Relaciones Laborales, Empresariales o LADE?, no digas esas cosas?. Te recuerdo que Sampedro fue Catedrático de Economía, hoy lo meten en los heterodoxos por no decir que lo llaman "gagá" dada su edad de 95 años, pero desde mi punto de vista como el de mucha gente que no se mueve en el mundo capitalista es una persona que dice verdades como puños, en la red hay varios artículos suyos interesantes.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  17. Admiro mucho a Sampedro y he leído algunas de sus obras, ésta no.

    Pero quería comentarte en la entrada "Ser maestro" y no he podido (no se cargaban los comentarios). Decirte que la frase de Zambrano es preciosa (me la llevo si no te molesta) y que como profesora (igual que tú) aplaudo tu entrada.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
  18. Gracias Laura por tu comentario, te puedes llevar lo que quieras, la frase no es mía, y aún siéndolo sería un honor. El no poder entrar son esas cosas que nos hace don blooger de vez en cuando.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Nunca he llorado como cuando leí a Sampedro, y su Sonrisa etrusca...

    Creo que fue tras la muerte de mi padre...

    Este no lo he leído, pero lo haré.

    Un abrazo, Emilio.

    ResponderEliminar
  20. Hay que leerlo muuuuuuuu tranquila.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Los comentarios anónimos, será eliminados.

Entradas populares

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO

UNA AMPLIA VISIÓN DEL MUNDO
Población, Indicadores Sociales, ... (pinchar en la imagen)

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER

CONTRA EL MALTRATO DE LA MUJER
MALTRATO, TOLERANCIA CERO

NO, AL TRABAJO INFANTIL

NO, AL TRABAJO INFANTIL
No hipoteques su presente y su futuro. Clicar en la imagen.

CONVIVENCIA

CONVIVENCIA
Todo camino es bueno para llegar a ella

MIREMOS DE CERCA LA MIGRACIÓN